20 dic. 2011

Acomiadem un any...

S’acaba un any… Comença un altre… No té res important, el temps és relatiu i el pas del temps depèn de cada persona, de la seva vida, de la seva maduresa i el creixement personal que estem disposats a fer dia a dia.

Però efectivament ha passat un any de moltes coses a la vida de tots i a la memòria històrica de la societat.

Ha sigut un any dur. No més que qualsevol altre que hàgim viscut, però de manera immediata, sembla que sigui el més dur de tots.

M’acomiado d’aquest any de forma personal, amb un somriure enorme a la cara. Somric per tots els moments que he viscut aquest 2011, pels bons i pels dolents. Tots m’han ensenyat a ser més feliç. Somric per ser tan imperfectament jo, perquè darrera d’aquesta imperfecció hi ha essència. Somric per totes les oportunitats que aquest any m’ha ofert i somric per haver-vos conegut, per estar al meu costat i per deixar-me que us estimi. Somric perquè m’envolteu, em doneu energia i m’ajudeu amb els vostres somriures i el vostre amor a voler somriure sempre. Em sento especial només de tenir-vos a prop, de sentir-vos al meu costat. Somric perquè sense somriure un món no tindria cabuda. Somric perquè més que mai, aquest any m’ha ensenyat a fer-ho...

I l’any que ve... Més!!!!!!!!! Gràcies família, amics i amigues...

7 nov. 2011

Tristesa


Sense saber per què arriba un dia que et sents sense forces i t’asseus abatuda davant de la teva vida. Amagues la cara entre les cames que arronsades ofereixen suport als teus braços per acabar de protegir el que resta del teu rostre malmès.
Rumies què ha passat a la teva vida per sentir tant de dolor i frustració. Malgrat que reconeixes perfectament el sentiment que et cou per dins; ignores per complet la seva arrel. I sense saber com dones la culpa de tot al món, al teu entorn i a la teva mala sort.
Els sentiments et flueixen per dins de forma desconsolada, quasi et deixen sense respiració i t’impedeixen veure cap tipus de llum. Les teves emocions s’intensifiquen, s’ennegreixen i transformen el teu esperit en un rodamón que deambula desorientat pel paradís de les ànimes.
Tu ja no ets tu. Deixes de sentir-te forta, deixes de valorar-te, d’estimar-te i t’amagues en els petits instants que t’aporten el plaer més senzill i intens. Trobes la teva salvació en les substàncies prohibides, en els obscurs amants plens d’amor fals i les mentides. Entres en un món fosc i penetrant que acabar per malmetre la teva ànima.
Mires dins teu, tot és negre.
Un dia intentes sortir-ne però descobreixes que el teu reflex en el mirall ja no hi és. Has perdut la teva essència i el teu color. Sents una buidor tan profunda que et podreix per dins. No creus que hi hagi res que valgui la pena en la teva vida per lluitar-la. Ningú plorarà la teva marxa, ni enyorarà la teva pell. Ningú t’estima perquè un dia vas decidir deixar de fer-ho tu.
Et trobes davant del teu destí: un somni etern.
Arreveure amiga.

18 oct. 2011

Tornar a la vida

No puc moure'm, estic estirada i el cos no em respon. Veig cares familiars que em miren entre esperançats i apenats. No sóc massa conscient d'on sóc però recordo que m'han operat fa escasses hores (o això m'assembla). Intento pensar però la son induida pels medicaments m'obliguen a desconectar de la realitat i a fugir del dolor físic que invaeix el meu cos.
Obro els ulls, ma mare descansa al meu costat, el meu pare em mira i em somriu, però els ulls em pesen i continuo sumergida en el món dels somnis. Uns somnis reals, recoberts de paranoia, al·lucinacions i molta por.
L'infermera em parla amb una veu dolça i poc a poc em desperto. Sóc presonera de mil tubs que m'envolten i em perforen l'ànima. No puc parlar perquè un dels tubs m'obstaculitza la boca, no puc mourem perquè les forces em fan figa. Em sento dèbil, abatuda però dins meu hi ha quelcom que té ganes de viure, cridar i ser lliure. Com puc, miro als meus pares i somric. Són allà, em fan costat i tot i la mala cara que fan, plena de cansanci, em transmeten amor, pau i força. Tenint-los al costat no hi ha res que freni les ganes de viure. En uns dies començo a moure els braços i les cames, començo a sentir sed a la gola i el cos em regala noves sensacions. Masses dies parat, massa repòs, ara comença la meva lluita personal.
15 dies a un llit, escoltant el meu cos defectuós, escoltant el meu cor esperançador i lluitant internament entre la meva força, les meves ganes d'estar bé i l'estat real del meu físic, que no respon com voldria.
Voldria aixecar-me del llit, posar-me les sabates i arrencar a córrer. Voldria anar a casa, amagar-me del dolor i dels dies avorrits que m'esperaven, aprenent de nou a fer anar el meu cos.
Vaig entendre moltes coses durant aquells dies de retirada espiritual forçada. Vaig entendre el que per mi era realment important. Vaig entendre que al llarg de la meva vida m'havia preocupat sempre per coses que, en realitat, no eren significants com creia. Vaig entendre per moments que era afortunada de viure aquells moments perquè era la forma que tenia l'Univers de premiar-me per tot el que havia aconseguit païr aquest any. M'havia regalat el que poques persones han pogut viure, m'han regalat la vida, la valoro molt més del que mai m'havia imaginat que faria. Valoro el meu entorn i sobretot la meva família. Ells han hagut de fer una parada en les seves vides per mi, han hagut de donar-me part de la seva energia, amor i força per fer que avui pugui estar asseguda al sofà escribint aquestes línies. Sense ells jo no seria aquí, sense ells el camí hagués estat més dur que mai. Sense ells jo no tindria la força que tinc. Els estimo perquè entre tots ells m'han tornat la vida. Però no oblido les amigues i els amics que han estat pendents de mí: els que m'heu vingut a veure, els que m'heu trucat i m'heu transmés tot el vostre amor. M'heu fet reviure amb les vostres paraules i els vostres somriures. M'heu donat part de la vostra força i energia, quan les forces m'han fallat, m'heu fet somriure, m'heu donat ganes d'agafar-me més fort que mai per seguir pujant. I aquí sóc. Feliç. Prometo no sentir-me mai més trista, ni sola perquè no ho sóc, en realitat, no m'hi sento perquè us tinc a tots vosaltres que sou la meva més preuada recompensa.
Ara sí que no m'importa el que vingui, tinc molt clar que el meu camí sempre està al vostre costat.
I seguir caminant, mirant endavant, retornant a l'Univers tot l'amor que m'heu enviat i les forces i les ganes de seguir endavant.

13 sept. 2011

I fer-nos grans i seguir endavant.

Retiro la mà del meu cor i la obro, com si volgués deixar sortir quelcom de dins meu, un sentiment, un record, un amor... És el moment de deixar-te sortir, volar.  

-        Vola lluny petit! Desplega les teves ales i dóna vida i empenta a la teva imaginació! Seràs gran! Tan gran com el teu cor desitgi. És hora, per fi, de que volem, cadascú pel seu camí.

No pateixis amor, el temps ens unirà, o no, perquè el més bonic de viure és no saber mai si els nostres camins es tornaran a trobar. Però ens sentirem feliços d’haver viscut tot això: AMB TU SEMPRE.

Cada pas amaga una sorpresa nova i la vida són això passets… Cadascú el seu camí, els seus passets, la seva vida i la teva està allà, la meva aquí. Avui la realitat ens separa. Demà? No ho sabem.

Allà lluitaràs pel que necessites lluitar, viuràs, maduraràs i aprendràs a ser un home.

Jo faré el mateix: ser feliç per ser jo mateixa. Ser com sóc, seguir aprenent a ser dona, vivint, lluitant, madurant...

Som nosaltres, individus, lluitant contra el món. Persones úniques i singulars fent-nos un lloc  en aquesta gran aventura que és la vida. I fer-nos grans i seguir endavant.

Jo també t’estimo, i t’estimaré sempre.


8 sept. 2011

El pasado, es sólo eso: PA-SA-DO

No quiero acumular recuerdos en una caja porque me atan a un pasado que, aunque haya formado parte de mí, ya no existe.
Doy las gracias a todo lo que me ha sucedido en mi vida porque gracias a ello hoy soy como soy. Y, la verdad, me siento muy feliz de ser el ser imperfecto que soy porque es auténtico.
Me siento así: auténtica, real, sincera, sencilla, delicada, feliz...
No tengo miedo porque mi entorno es mi escudo y yo soy mi espada.
Jorge Bucay, en Cartas para Claudia, argumenta la limpieza semestral de recuerdos que acumulamos en casa... Un colega piscólogo volteaba la casa cada 6 meses y arrojaba a la basura las cosas que durante ese tiempo jamás había usado. Renovar... Dejar morir... Fluir...
Limpiar físicamente nuestros estantes, nos ayuda a resetear nuestra vida. Porque para avanzar hay que dejar fluir y escapar de algunos recuerdos buenos y malos... El pasado es una brisa que nos acaricia la coronilla para recordarnos que SIEMPRE hay que seguir adelante porque es dónde queda el auténtico camino hacia la libertad de nuestro espíritu y hacia la felicidad más absoluta.

31 ago. 2011

Oda a mi amigo

Tengo un amigo.
Me arropa cuando me siento desvalida y me anima cuando estoy triste.
Tengo un amigo.
Me abraza cuando lo necesito, me escucha y me mima en los días grises.
Tengo un amigo.
Me quiere, lo sé y yo le quiero. Somos felices juntos.
Tengo un amigo.
Desconocido, extraño a los ojos de los demás; a los míos, nos queremos, nos amamos.
Tengo un amigo.
Al que admiro porque quizás es mi espejo, en él veo cosas de mí desconocidas. ¡Me encanta lo que veo!
Tengo un amigo.
Se aleja de mí pero sabemos que HOY estamos más cerca que nunca.
Tengo un amigo.
Que aunque deje de ser mi amigo, lo amaré siempre y estará siempre en mi corazón.
Amigo, te deseo suerte en tu futuro. Espero seguir viviendo junto a ti miles de cosas, buenas y malas y seguir formando parte de ti siempre.
Amigo, vete, pero échame de menos cada noche. Que día a día sientas que dejaste algo y que tienes que volver: a rescatarme.
Te quiero, amigo, te quiero.
Sí, sí, clar, clar…

26 ago. 2011

Nadie se cruza en nuestras vidas por azar

Llegamos a este mundo con un cometido, una misión o un trabajo a llevar a cabo.
Elegimos desde antes de nacer la familia que va a acojernos, porque serán quienes nos ayudarán a conectar con el sentido de nuestra vida, ellos nos ayudarán (sin darnos cuenta) a conseguir nuestro objetivo existencial.
Hay gente que a lo largo de su vida consigue saber cuál es y disfruta de su experiencia en la Tierra sacando el máximo partido a la misma. Y su vida se convierte en un viaje espiritual de felicidad y paz. Su harmonía interna es tal que no necesitan nada más en esta vida.
La sociedad en la que vivimos no entiende de espiritualidad, ni de amor, ni de cometidos. La sociedad actual somete cual ovejas a la gente, nos obligan a seguir las directrices que les interesan y, sobretodo, nos instan a que no pensemos mucho. No salir de la norma, no destacar y no pensar más allá de lo socialmente permitido. Sino aceptas las reglas, eres un antisocial, estás mal visto y formas parte de los grupos minoritarios y marginales. Si no les obedeces, ellos actúan, nos someten con el arma más poderosa que tienen: el miedo.
Todos llegamos a este mundo para aprender de la vida.
Sufrimos porque forma parte del aprendizaje y mirar adelante con ganas de seguir aprendiendo es la única opción posible para conseguir estar en equilibrio con nosotros mismos y con el universo.
He conocido personas maravillosas y necesito seguir conociéndolas para que me aporten su paz, su amor y su harmonía.
Cada persona que se cruza en nuestra vida nos aporta algo, nos enseña, nos hace más grandes y, a veces, mejores. Cada persona que se cruza en nuestra vida lo hace para enseñarnos algo. Y cuando acaban su cometido, hay que dejarlas fluir...
Disfrutad de cada momento, de cada nueva persona y de cada novedosa experiencia que os suceda porque sin duda, la vida es eso, aprender, aceptar y seguir... Seguir el camino, que nos lleve de regreso a casa, dónde empezó todo.

23 ago. 2011

Respiro hondo. Miro el ordenador, entran mails y suena el teléfono. Busco precios, salgo al almacén y preparo algunas muestras para enviar. Entre la ida y la vuelta de mi paseito al almacén, enciendo un cigarrillo. Desearía que fuera un cigarrillo mágico que me llevara al País de las Maravillas y cuál Alicia, me despertara en un prado descubriendo que lo que vivo es sólo un sueño. Pero no es así. Días tras día, la misma ansiedad, la misma monotonía, el mismo aburrimiento y miro el reloj casi a cada hora para saber cuánto suplicio más tengo que aguantar. La carcel debe parecerse a estar aquí encerrada, delante del ordenador y entre estas 4 paredes. Me aburre, me deprime y a veces me enloquece estar aquí.
Así, que en los días de más necesidad abro mi blog y escribo. Me dejo llevar, creo y me evado de todo mi alrededor, hasta que suenan las 17.30h. En ese momento mi mente se relaja y mi cuerpo se deja seducir por cualquier pensamiento divertido y se llena de energía. Con una sonrisa en la cara sólo tengo un pensamiento mientras conduzco 40 minutos hasta casa: volver con ella.
Si el mundo se acabara hoy, me arrepentiría mucho de estar dónde estoy. Me arrepentiría de perder el tiempo como lo estoy haciendo y de hacérselo perder a quienes me rodean.
Pero sin embargo me asusta cambiar, no por mí, sino por mi alrededor. Vivimos en unos años de psicosis enfermiza y, a veces, se pega. Parece un suicidio dejar un trabajo en los tiempos que corren, es como coger un tantō  y hacerse el hara-kiri (seppuku 切腹?).
En fin, soy joven, idealista y, reconozco mal me pese, que a veces un poco caprichosa.
Necesito encontrar el antídoto que me permita fluir. Necesito la llave mágica que hace que trabajar sea un gozo cada día porque disfrutas y te apasionas con tu trabajo. Sé que llegará pronto, algo se cuece en mí, lo siento. Sucederá pronto y será revelador.
Hasta entonces, o me resigno, o tomo ciertas medidas temporales... Veremos que hacemos... Por ahora, continuar con mi última hora de trabajo.

22 ago. 2011

Felicidad


Una sonrisa, una mirada, un saludo, una mueca, un arañazo, una carcajada, una broma, una burla, un gesto, una caricia, una palabra, un salto, una patada, un llanto, un guiño, un susto, una sorpresa, un lametazo, una alegría, una acaricia, un abrazo, un beso, otro de esquimal y uno último de vaca… ¡Hasta mañana pequeñas! A vuestro lado es difícil no sentirse completamente feliz. Gracias, os quiero.

19 ago. 2011

A mi madre

Eres mi luna. Eres mi espejo. Soy tu reflejo en el río cuando te asomas en su orilla. Soy tú sin serlo. Pero tú no eres yo. Y ahora que lo entiendo, yo no puedo seguir siendo tu reflejo, sino el mío mismo.
Te quiero mucho mamá.
Eres una persona fuerte, dura, luchadora, divertida, enérgica, entusiasta y vivaz.
Ojalá hubieras tenido otra vida y otros tiempos.
Desearía que hubieras hecho cuanto deseabas, quizás tener una moto grande para viajar por el mundo y sentir el viento en tu cara ondeando tu cabellera castaña, preciosa.
Ojalá hubieras podido demostrar a los hombres que eres una mujer capaz de plantarles cara, sin miedo a ningún tipo de peligro, quizás te hubieses alistado al ejército. Te imagino cual Demi More en la película "La Teniente O'Neil" poderosa, segura de ti misma y sexy, mujer.
Ojalá hubieras tenido la oportunidad de saber más, de poder estudiar aquello que te hubiese gustado, quizás te hubieses decantado por las letras, la filología porque siempre te ha encantado leer. O quién sabe, quizás hubieras sido una reconocida poetisa porque tienes tanto que explicar al mundo, tanto que enseñarles... Tanto, que ni tu misma eres consciente del potencial que hay en ti y de lo lejos que hubieras llegado.
Te admiro porque a pesar de no haber tenido la vida loca que muchas buscamos, tuviste fe y amor, pese que te arrebataron tu niñez, a nosotros nos facilitaste la nuestra.
Y tengo muy buenos recuerdos de ti, mamá, de tus sonrisas, de tus abrazos, de tu protección y de tu cuidado. Nunca has sido una persona que pudiera demostrar sus sentimientos porque nunca nadie te enseñó a hacerlo, siempre disfrazas tus debilidades con bromas y sarcasmo, y en tus momentos de soledad en el sofá, delante de la televisión, con lágrimas.
Pero me protegiste del mundo, me dejaste ser una niña y me mimaste comprándome cereales cuando mis hermanos comían galletas, comprándome alguna chuchería a escondidas, o ese vestido que me gustaba o los cromos para poder acabar la colección.
Te admiro porque luchaste en un mundo machista, fascista, llenos de rencores, de odio y miedo. Salías a la calle a comprar el pan sin saber si quiera pronunciar una palabra de aquél que siendo tu país, no hablaba tu idioma. Te adaptaste y sufriste en silencio penurias de frío, dolor, soledad... Y esperabas impaciente a tu marido cada día, enamorada, respetada.
Te admiro porque criaste a 4 hijos, 3 de golpe, sin guarderías, sin depresiones post-parto, sin pañales desechables, ni complementos especiales.
Te admiro porque nos has enseñados muchos valores, entre ellos, a querernos entre nosotros, a valorarnos y a desear cada día estar juntos y sentirnos cerca porque la familia es lo más importante, pese a que tu jamás tuviste una cuando chica. Hoy sí, has logrado lo que anhelabas. Has formado tu familia y somos felices, nos amamos y nos tenemos los unos a los otros para cuidarnos siempre.
Te agradezco mamá, que me transmitieras tu fuerza y tu valor para superar mis debilidades, para luchar en este mundo y ser una persona con valor, con arranque y con motivación para hacer cosas.
Te agradezco que confies en mí, aunque haga cosas que no te gusten o te susciten preocupación y malestar. La verdad es que no me está iendo nada mal la vida que he decidido vivir (aunque no sea la que a ti te gustaría para mí). La verdad es que empiezo a disfrutarla y a ser feliz. Empiezo a darme cuenta de muchas cosas. Y te valoro como persona mucho más de lo que jamás te he dicho. Para mí fuiste siempre mi ejemplo, mi bandera, mi espejo. Hoy te doy las gracias por ayudarme porque siendo como tú he conseguido muchísimas cosas y he vivido muchísimas experiencias (buenas y malas) que me han enseñado a ser más persona.
Hoy mamá necesito ser yo. Necesito decirte lo que pasa dentro de mí y necesito que me escuches.
Te quiero mamá.
Gracias por todo lo que has hecho por mí, lo hiciste lo mejor que supiste y por ello te doy las gracias.
Te quiero mamá.
Gracias por corresponderme los besos y los abrazos cuando te los he pedido. Voy a seguir haciéndolo porque necesito sentir tu calor protector sobre mi piel.
Te quiero mamá.
Y así soy yo. ¿Me vees? Sensible, delicada, soñadora, idealista... Aunque parezca frágil, y lo sea, me has enseñado a volver a levantarme tras una caída. Así que no hay nada que temer. Tengo lo mejor de ti y de mí aquí dentro.
Te quiero mamá. Gracias.

16 ago. 2011

Gracias Universo

Se cruzan miles de personas en nuestras vidas, algunas de ellas pasan sin más, otras consiguen un pedacito de ti que a veces no valoran y ni tan sólo conservan en buen recaudo.
Yo soy la única persona capaz de salvaguardar mi alma, mis pedacitos, de juntarlos y salvarlos. Soy la única capaz de hacerme feliz a mí misma y, sinceramente, doy gracias a todas las personas que alguna vez me han hecho llorar o perder algun pedacito de mí porque ahora que se va reconstruyendo este puzzle que soy yo, me siento más libre y más fuerte que nunca. Gracias a todo lo que he vivido hoy soy feliz de ser como soy, de vivir lo que he vivido, disfrutar lo que he disfrutado y sufrir lo que he sufrido.
No tengo palabras suficientes para mandar este mensaje al UNIVERSO, un mensaje de gratitud por todo lo que me ha dado y lo que me ha arrebatado. Sin ello, hoy por hoy, no sería ni la enésima parte de lo feliz que soy. Auténtica y real. Soy yo... Y estoy aquí.

28 jul. 2011

El amor, en realidad, está dentro de ti...

Qué dificil es sentir tu corazón, sentir como palpita, sentir cuando se acelera o cuando se relaja. Pero que dificil es sentir el de los demás. Sentir que su amor te envuelve en una fina cortina dorada, con el único y más puro sentimiento humano: el monótono sonido de sus corazones palpitando al ritmo del tuyo. Conectados inexplicablemente a la melodía de la amistad, conectando pensamientos, sensaciones y movimientos. Palpitándo al unísono, la suave melodía de las risas que ahuyentan las dudas, los miedos, los malos pensamientos. Qué bonito amar de esa manera, tener personas a tu alrededor que te hagan vivir ese placer. Qué sencillo es cuando el amor que buscas fuera, lo encuentras dentro de ti...

15 jul. 2011

Conversación entre amigas, como un espejo.

-         Me estoy agobiando. El tiempo se pasa, la gente se mueve y no quiero estancarme. ¡No me estancaré!

-        No te estancas. Tenlo claro. Siempre te has movido y has hecho cosas.

-        Cierto, viajando es cómo más estoy aprendiendo.

-        Claro que sí. Cada uno a lo que le gusta. Se trata de eso. Tenemos que hacer caso a lo que tenemos dentro, a lo que nos sale de las entrañas y ahí reside la autenticidad de la vida... ¡Y tú de eso tienes un máster! ¡Porque eres auténtica! ¡Y vives tu vida siempre de cara y sin mentirte a ti misma! Eso es, sin lugar a dudas, lo más importante. ¡Never forget it!

-        Gracias, amiga, a veces me da miedo hacer mal las cosas.

-        No hay mal, ni bien. No hay correcto ni incorrecto. Todo está dentro de ti, lo que tú sientes, hacerle caso a eso siempre será lo correcto. Aunque el tiempo te diga que te equivocaste, incluso entonces sabes que no lo hiciste porque esas decisiones te han hecho como eres ahora. No tengas miedo a equivocarte porque no lo harás.

-        Gracias, necesitaba escuchar eso y volverme a cargar de energía positiva.

Reflexión

La vida es, sin lugar a dudas, un desafío para los valientes. Los que se atreven a levantarse tras derrotas, tras golpes y batallas perdidas a sus espaldas. Tras muertes hirientes, tras pérdidas irremplazables y corazones rotos.
La vida me enseña siempre cosas nuevas, de mí y de mi entorno. Me enseña que los caramelos que te regalan, su gusto es breve y para que dure tienes que saber hacer tus propios caramelos.
Las amistades fortuitas que aparecen y te brindan más amor que el que nunca hayas podido imaginar... ¡Cuidado! Las auténticas amistades aparecen sólo con el tiempo, la dedicación y el arduo trabajo de entender, perdonar, escuchar y seguir adelante el uno junto al otro.
Y lo más importante de todo es que no hay cosas bien hechas o mal hechas. Lo más importante de todo es escuchar nuestro interior y saber de él y hacer lo que él nos indique siempre. Eso sí que es hacer las cosas bien.

6 jul. 2011

Terapia

Sírvete una taza de té y cuéntame qué te preocupa. Habla con el corazón y deja de lado los razonamientos justificativos, que sólo hace que nublarnos la esencia.
Siéntate, ponte cómoda y desnúdate pequeña, no tengas miedo porque voy a estar a tu lado, voy a guiarte, voy a cogerte siempre de la mano para que no caigas, pero además para que te sientas fuerte y no desistas en el intento de ser tu.
Llora... Sí, muy bien... Llora lo que quieras, expulsa todo el dolor que hay en ti, te ayudará a sanar las heridas y a sentir que tu también eres vulnerable aunque a veces creas que eres puro hielo.
No te preocupes, la vida es así, a veces hay cosas que hieren tan profundo que no llegamos a asumir nunca y aunque lo hagamos somos incapaces de recordarlo sin que nos vuelva a hacer daño. Una y otra vez...
¿Te sientes mejor? Me alegro entoces. Venga cuéntame que te preocupa, no tengas miedo y déjate llevar.
¿Que si puedes abrazarme? No hace falta ni que lo preguntes...

Un abrazo con amor, la mejor medicina...

5 jul. 2011

Vagabundo

Pide lo que te corresponde

Caminas cabizbajo, huyendo del dolor, de la miseria y de la fealdad de una mala vida. Has vivido mucho, viejo vagabundo, lo dicen tus manos, llenas de cicatrices, lo dice tu cara, llena de arrugas y tu cuerpo, cansado. Siempre luchabas por la vida, te aferrabas a ella y batallabas. Ahora estás exhausto y no te quedan fuerzas para seguir conociendo mundo, ya no luchas y te rindes. De rodillas suplicas limosna, mano al aire y mirada perdida. Reclamas lo que es tuyo, hubo otros que te lo quitaron todo. Pero este mundo funciona así, somos ovejas de un rebaño. Todos vamos en la misma dirección y quien no sigue queda fuera del sistema y se le margina. Tu lucha es vencerles, pero quizás ellos acaben antes contigo.
Entras en el bar para notar el fresco en tu piel. Celebras que aun sientes y que estás vivo. Sonries. Te diriges a una joven pareja que sonríe. Pides la voluntad y el joven te sorprende. Con ese dinero puede que compres algo para comer, o mejor algo para beber y evadirte de tu oscura y cruel realidad.
Le das las gracias y a cambio de tu limosna, un savio consejo:
- Cuídala. Conserva el amor porque es lo más importante que tenemos en esta vida. Y mientras te marchas das fe de que son las pequeñas cosas las que merecen los mayores esfuerzos.

Mirall

Em miro al mirall i el meu reflexa és borrós, és al matí, crec que estic adormida i intento obrir-los però continuo veient-me borrosa. Em netejo la cara i me l’eixugo amb la tovallola però no m’hi veig bé. No entenc què passa, ni el mirall està brut, ni tinc lleganyes als ulls i la llum està encesa. La Rumba em mossega els dits dels peus, la miro i la veig perfecte. No tinc cap problema a la vista. El problema sóc jo. No aconsegueixo veure’m nítida al mirall del lavabo i de fet, a cap mirall. Ahir, al entrar a casa, un dels miralls de l’habitació va trencar-se en mil trossos, just el mirall amb el que més em mirava (de lluny) per veure com em quedava la roba. Aquell mirall que portava el missatge de “sóc amor” escrit amb un post-it, que em recordava quant és d’important l’amor pels éssers humans… Ara ja no hi és, ni el mirall, ni el missatge, ni ell, ni jo… El mirall trencat simbolitza com està la meva ànima, trencada. En part perquè va marxar i allò especial al que m’aferrava amb ungles i dents ja no hi és, en part perquè estic dolguda, confusa i decepcionada amb mi mateixa. L’estimava molt però em vaig cansar d’estimar. Sempre he estimat als altres, els he valorat, els he preuat i els he entregat tot de mí. Fins a sentir-me extasiada, fosa, destrossada i morta. M’he cansat d’estimar els demés, de regalar-los la meva vida i el meu amor, sense regalar-me res a mi mateixa. Ho he donat sempre tot pels demés i ara, la meva nena petita reclama la meva atenció. Em reclama amor, em reclama, emoció, estimació, orgull... Em demana tot el que no li he donat mai. Amb 28 anys, la nena petita que hi ha dins meu ha dit: prou!! I estic abatuda, dolguda, desmotivada, ferida... Estic trista, sensible, enfonsada... Ni tan sols sóc capaç de reconèixer el meu reflex en el mirall. No em vull veure i no m’hi veig...

Què m’ha passat? Què he fet durant tant de temps? 5 relacions fallides, 8 anys de la meva vida aprox. Estimant a unes persones que han sigut companys de viatge al llarg del meu camí vivencial en el terreny sentimental. Una darrera altra, sense marge, sense respirar, sense mirar-me al mirall i preguntar-me a mi mateixa com estic, què vull i què necessito. Sempre m’ha envaït la por de descobrir què sento, de sentir-me a mi mateixa parlar, expressar les meves pors més internes i íntimes. Ho he provat tot, noi bons, nois rebels, nois guapos, nois feliços, nois actius, nois esportistes, nois simpàtics, nois sexuals, nois acomodats... Cap m’ha emplenat perquè, què et pot arribar a satisfer si no saps què sents quan estàs satisfeta? Ningú pot ajudar-me a ser feliç si no sóc feliç vivint amb mi. I ara, sola a casa, vora la llum del seu televisor, estic vivint els pitjors moments de la solitud, m’estic escoltant, les ferides s’obren i surt tot el que estava amagat sota la superfície...

Em sento sola, em sento poc estimada i valorada, sento que no em permeto estar trista, sento que no em permeto trobar-lo a faltar i patir, sento que no em dediquen temps, sento que no tinc el meu espai, sento que no me mimo, sento que no cuido la meva felicitat. Necessito estar sola amb mi mateixa. Abandonar-ho tot, fugir de tothom per tenir un moment bonic amb mi, un viatge privat, una desconnexió, una carícia, seguida de mimos, seguits de sopars sota la lluna plena, passejos tranquils vora la riba del mar... Necessito sentir com la meva mà acaricia lentament l’altra, mentre es fonen en un suau i lent massatge que recorre tot el meu cos. Necessito enamorar-me de mi mateixa i creure-m’ho sense haver de demostrar coses que la meva nena petita no es creu. Deixar de viure pels demés i començar la millor relació del món, la més maca i la més sana, una relació amb mi mateixa... Potser llavors, seré capaç de recuperar el meu reflexe, somriure i no necessitar més post-it per recordar-me quant d’important sóc jo per mi mateixa.

16 jun. 2011

Amor imposible (poema de Abel Marin)

Os dejo un poema. De niña me encantaba leer poesía en castellano. Me encantaba aprendérmelas y luego recitarlas a solas, escribirla o recordarlas en clase (eran puntos positivos extra en la nota final).

Decía así...

Si me fuera tu vida indiferente;
si yo te amara menos y tú más;
si corazón y sangre y alma y mente
latieran con un ritmo y un compás;

Si fuéramos dos alma paralelas
para volar, cantar, soñar y mar;
dos gaviotas errantes y gemelas
hijas del cielo azul y la ancha mar;

mas somos dos quejosos manantiales
que ruedan entre espinos y jarales
sedientos uno del otro y nada más,

oyendo, bajo tálamos de frondas,
tu suspirar mis ondas, yo tus ondas
¡ay! Sin podernos confundir jamás.

15 jun. 2011

Cansada de vos

El otro día, finales de semana, cuando ya casi estaba muy metida en mi papel de deportista Bootcampera llamaron a mi puerta. Una persona a la que no esperaba y a la que me apetecía ver más que nada en este mundo. Me hizo sonreír y mi día, si cabía, se había convertido en más luminoso y brillante que antes. Mi sorpresa fue que no vino a verme feliz y dichoso. No. Vino a echarme cosas en cara. Mentiras. Mentiras. Mentiras.
La culpa ni es mía, ni de ellos (quienes infundaron falsos testimonios o vilmente, engañaron), la culpa es de la realidad subjetiva que cada uno lleva intrínseca en su día a día.
El hombre con cierto síndrome de peterpanismo vió, lo que su espíritu quería ver... Vió colores brillantes en un mar gris oscuro que le recubría los días y las noches.
La chica decepcionada con el mundo, no entendió sinó que las escenas de sinceridad y cariño eran fruto de una mente maquiabélica que manipulaba a su amigo. Y que quería aprovecharse de él y hacerle daño.
El chico sensible, triste de que le decepcionen en la vida, se sintió herido, ahogado en un mar de mentiras que siempre ha llevado consigo por doquier.
Y yo, desilusionada de la gente, creí poder ser yo con personas que me amarían por ser yo misma. Me dejé llevar por el cariño, la ternura, por las palabras amables, los días luminosos y las amistades etéreas que prometen la luna y luego te hunden en la sombra más despiadada. Me pasa por permitirles cojerme la mano para caminar junto a mí. Me pasa por abrir mi caparazón y dejar salir mi explosión, mi vida, mi ilusión, mis sentimientos de dolor, de alegría, de desesperación.
Otra lección, sí señor, de la vida. Jamás dejará de soprenderme cuantas veces caeremos en la misma trampa, pisando las mismas piedras, cabando los mismo hoyos que luego ocultaran sus mentiras.
Lo más fuerte de todo. Es mirar a los ojos a alguien, delante de otros, pidiendo que te diga la verdad, lo que en su día a solas me dijo. Y confiese que miento. ¡Qué necesidad tendría yo de mentir! Qué dolor ver que delante de "otros" esa persona ha dejado de ser el amigo que creiste tener, que te ayudaba y te apoyaba. Que decepción ver que ciertas almas no están llenas de amor, sino de celos, envidias y miedo... El miedo que les hace actuar en contra de lo que fueron un día.

Bienvenid@s

Esta entrada no es una declaración de intenciones, ni tampoco una situación, ni un punto de partida. Es sólo el principio de algo que debería haber empezado hace mucho tiempo y que por pereza, jamás lo llegué a hacer. Hoy sí. Hoy me detengo en mí misma, para escucharme, para sentirme y para expresar (a aquellos a quienes les interese) todo lo que pienso y siento. Sin temor. Sin miedo a recibir represalias, burlas, muecas... Sin miedo a vuestras aprobaciones, sin miedo a la sociedad que nos rodea. Sólo vomitar, se me da bien y me encanta. Y más me encantan aun las personas que disfrutan de mis recortes vitales conmigo. Sin juzgar, sin "cotillear" solamente abriendo el corazón y dejándose llevar lo más lejos posible... Os invito a leerme, me invito a escucharme...